Presiona ENTER para ver los resultados o ESC para cancelar.

Retocando historias.

Hace tiempo que no hago una buena actualización del blog y supongo que ya va siendo hora. Se me ocurrió lo de los ja-haikus como una manera de actualizar diariamente sin necesidad de escribir textos largos (que parece que cuestan de leer). Cada vez tengo menos tiempo para escribir y no quería dejar de publicar a diario. Así que me dedico tiempo a pensar haikus y luego los voy dosificando. En un principio pensé que no iban a ser tan complicados. Pero la verdad es que cuestan los jodidos. Sobre todo cuando, además, quiero darles un tono humorístico. Pero cuando me pongo suelo sacar cuatro o cinco. Que ya me vale para una semana. A mi me gustan bastante. Aunque hay algunos que son demasiado chorras. Pero es lo que hay.

Una de las razones por las que no escribo tanto ha sido por que me he presentado al concurso de relato corto de Peñíscola. Presenté la de “escaparate sobre dos tacones” y estuve un tiempo retocándola. Al final quedó más o menos igual, así que no se para que tanto retoque. A ver que pasa con ella. No creo que consiga nada pero tenía muchas ganas de presentarme a concursos.

Y también he empezado a arreglar el jardín, que ya tocaba. Están saliendo las hojas de los árboles y todavía no los hemos podado. Por no hablar de la hierba, que está tan crecida que podría alquilar el terreno para prácticas de camuflaje en la jungla. Soy demasiado vago así que me ha costado bastante ponerme. Pero cuando te pones la verdad es que atrae bastante. Aunque creo que yo no tengo espíritu de campo (por lo menos no de cuidarlo).

En fin. Esta tarde nueva actualización de mundo moderno. Con el interesante tema de los restaurantes de comida rápida. Creo que me van saliendo mejor los monólogos. Y también mucho más ácidos. A ver que os parece.

Un saludo!


Comentarios

Deja un comentario