Presiona ENTER para ver los resultados o ESC para cancelar.

Curación de rodillas – Relato.

¿Qué hacía en aquel lugar? Le era imposible determinarlo. El dolor de rodilla se había vuelto insufrible pero eso, unido al total descreimiento hacia la santería, no era excusa para haber visitado al personaje que se agitaba delante suyo. Aunque a estas alturas ya era imposible dar marcha atrás.
-Relájate.
¿Cómo iba a relajarse? Aquel curandero no paraba de dar vueltas alrededor exclamando palabras seguramente inventadas. Juan se hundió cuanto pudo en el sofá, deseando que pasara el mal trago, pero aún le quedaba aguantar lo peor de toda la consulta, incluida la vergüenza de haberla visitado.
-¿Te sigue doliendo la rodilla?
El sanador se detuvo delante de las piernas de Juan moviendo las manos a escasos centímetros de las extremidades.
-Sí -contestó el paciente sin esconder el temor-.
-¿Y ahora?
El curandero hizo hincapie en las rodillas deslizando sus manos por ellas mientras dibujaba una espiral imaginaria, aún sin tocarle la piel.
-¿Se ha ido ahora?
-Todavía sigue.
Aunque las ganas de abandonar el lugar eran poderosas el dolor en la rodilla todavía era más fuerte. El sanador, viendo que su habilidad quedaba en entredicho por su ineficacia comenzó a masajearle la parte dolorida, aumentando el tono y la variedad de sus palabras, un extraño dialecto mezcla de vasco, chino e idioma marciano.
-Ya se te ha ido el dolor.
-Lamento contradecirle pero me sigue doliendo. No ha conseguido nada.
-¿¡Cómo!?
Tras el primer gesto de incredulidad el curandero se sobrepuso y, con un movimiento karateka, golpeó los tobillos de Juan tan rápidamente que este sólo pudo reaccionar con un grito y convulsiones de dolor tras recibir el impacto.
-¿Qué hace? -exclamó estupefacto-. ¡Ahora me duelen los tobillos!
-Me temo que para eso tendrá que esperar a la semana que viene. Lo tengo todo completo.


Comentarios

6 comentarios

pilyboop

Jajajaja  me recuerda a mi prima que es médico, y una ocasión que tenía dolor en el cuello y espalda me inyectó en el brazo y el dolor comenzó a ser insoportable al grado que se me empezó a dormir el brazo. A lo que ella respondió: ¿Verdad que ya no te duele el cuello y la espalda???   O_o

cielo azul

jejejejeje no aplica solo para curanderos heee sino para los mismos doctores, brujos  y disque adivinos!

Abrazos desde mi cielo! 

La última entrada de cielo azul cuando publicaba el comentario:

Capitana

Jajajaja… mira, es buena solución, hacerle más daño en otro lado para que se olvide del sufrimiento de las rodillas, quizá hasta habría sido mejor que fuese al médico, aunque tampoco te puedes fiar mucho de ellos, no tienen muchos remedios para el dolor, te dan ibuprofeno y se quedan tan anchos.

La última entrada de Capitana cuando publicaba el comentario: Un error

Iván

Distraer la atención, Pilyboop. El cerebro es tan vago que no suele atender a dos puntos al mismo tiempo. A veces es la mejor medicina…

Y la gente corriente, Cielo azul. Sirve para todo.

Es un punto que queda algo disperso en el texto pero el curandero es la última salida, Capitana. No crees en él pero si no hay otra cosa que haya funcionado es la única esperanza que queda. Ibuprofeno, Paracetamol… El Santo Grial de la medicina.

Aprender Inglés Online

Completamente de acuerdo, lo mejor es intentar pensar en otra cosa …

La última entrada de Aprender Inglés Online cuando publicaba el comentario: English Grammar Secrets

Isa

Menudo curandero,sera Cabroncete!!!!

Un beso

Isa

La última entrada de Isa cuando publicaba el comentario: PITINGO


Deja un comentario